Psicoterapia de grupo analítica, ¿qué es?

La psicoterapia de grupo es un poderoso instrumento terapéutico que permite a las personas resolver conflictos, ponerse al día con los déficits de desarrollo y abrir nuevas formas de vida que a menudo no habrían sido posibles con la terapia individual.

Un grupo analítico es un espacio protegido en el que se puede y se debe  permitir que las personas hablen de cualquier cosa sin ser condenadas, sin que esto penetre en el mundo exterior y sin que tenga consecuencias perjudiciales para ellas.

Para ello, existe el llamado contrato de grupo, al que todos los participantes del grupo deben adherirse. Esto incluye confidencialidad absoluta, participación regular, y que no se le permita reunirse fuera del grupo o tener contacto. Porque el grupo es un grupo de trabajo terapéutico y no un grupo de reemplazo de amigos. El objetivo del grupo es permitir a las personas con dificultades de contacto, por ejemplo, desarrollar la capacidad de llegar a ser más capáz de contactarse y de relacionarse en el transcurso de la terapia y así poder hacer sus vidas más satisfactorias fuera del grupo.

Un grupo analítico ofrece en particular

– la posibilidad de conocerse en el espejo del grupo

– entrar en contacto con los propios conflictos, con los lados ocultos de la propia personalidad, que de otro modo habrían permanecido ocultos durante mucho tiempo o para siempre, a través del efecto amplificador del grupo.

– en el grupo analítico, durante un período de tiempo más largo, se puede experimentar, sentir y en el caso favorable del cambio, una dimensión profunda de la personalidad, que yo llamo «sentimiento de estar en el mundo».  Este «sentimiento de estar en el mundo» refleja cómo nos sentimos en este mundo en el primer o segundo año de vida. Tiene sus raíces en la época en que todavía no podíamos expresar nuestros sentimientos con palabras, pero influye en nuestro bienestar y da forma a nuestras relaciones incluso en la edad adulta. Con los meses y años de trabajo analítico en grupo, se hace tangible cómo podemos moldear nuestra relación con el grupo, pero también en las limitaciones de nuestras posibilidades creativas. Si, por ejemplo, después de tal vez dos años, un participante del grupo dice desde la animada convicción: «Nadie me quiere aquí», pero ninguno de sus compañeros pacientes puede sentir y descubrir este sentimiento de rechazo hacia este miembro, se hace evidente que esta supuesta percepción del grupo corresponde a su propio «sentimiento de sí mismo en el mundo» que probablemente tuvo que desarrollar al comienzó de su desarrollo. Aquí el grupo analítico ofrece ahora la oportunidad de intercambiar ideas y tener una nueva experiencia de sanación e interpretación.

La psicoterapia de grupo analítica sólo es ofrecida por psicoanalistas especialmente entrenados y por lo general comprende un grupo de trabajo continuo de 7 a 9 participantes. Este grupo trabaja continuamente y sólo contrata a un nuevo miembro cuando alguien ha completado el tratamiento.

Dado que todos los trastornos mentales y sus efectos en la depresión, las enfermedades psicosomáticas, la ansiedad o los problemas recurrentes en las relaciones son el resultado de experiencias estresantes que el individuo no ha procesado adecuadamente y no puede integrar, las terapias analíticas de grupo son adecuadas para muchos pacientes. Estos conflictos centrales, que se encuentran detrás de los síntomas, también se manifiestan al tratar con otros participantes del grupo y pueden ser percibidos y trabajados a través de ellos.

El grupo analítico es un campo interpersonal en el que se pueden describir, comprender y tratar los problemas de relación que han llevado a un paciente al tratamiento. Por otro lado, el grupo es algo así como un espejo de otros, en el que los individuos percibir mejor sus propios conflictos, miedos, soluciones, situaciones indefenzas a travéz de los otros y así también la posibilidad de cambiarlos.

También puede haber razones individuales en contra de la terapia de grupo. Éstas serán aclaradas en discusiones individuales previas. Esto podría ser, por ejemplo, una depresión muy grave, una reacción psicótica aguda o una adicción aguda.

La ansiedad social acerca de un grupo o la timidéz de sobrecargarse con los problemas de otros son más razones para comenzar la terapia de grupo.

vigencia

La duración del tratamiento de las terapias analíticas de grupo es comparable a la de las terapias individuales.

costo

La terapia analítica de grupo es un tratamiento de salud y se financia con fondos estatutarios de seguro de salud después de su aprobación, por las oficinas de subsidios proporcionalmente y por compañías privadas de seguro de salud según el acuerdo contractual.

Los pacientes con seguro médico estatutario pueden asumir que sus costos de tratamiento serán cubiertos por la compañía de seguros si así se indica, sin necesidad de copagos privados o financiamiento privado de la terapia.

En algunos casos parece razonable continuar con una psicoterapia de grupo incluso después de alcanzar el límite superior del financiamiento en efectivo, otros quisieran financiar el tratamiento ellos mismos por razones de discreción. Esto es casi siempre posible debido a los honorarios más bajos comparados con la psicoterapia individual.

Contáctenos